Recuperamos la entrevista que realizaron en El Periódico a nuestros doctores Pau Ornosa y José Antonio Canal y Canal:

Dr. Jose Antonio Canal y Canal

Dr. Jose Antonio Canal y Canal

Dr. Pau Ornosa

Dr. Pau Ornosa

Fundada en 2006 en Tarragona la Clínica Canal y Ornosa defiende un modelo de medicina estética basada en el bienestar de la persona, preventiva y en la gratificación que supone para el profesional ver la satisfacción del paciente tras el tratamiento.

-¿Qué tratamientos ofrece la Clínica Canal y Ornosa?
Por un lado tratamientos faciales, corporales, sobre grasa localizada, tratamiento de lesiones cutáneas y fotodepilación. Además ofrecemos servicios de nutrición. 
 
-¿Entre todos ellos cuáles destacaría?
En nuestra clínica realizamos anualmente más de 200 tratamientos de hidrolipoclasia ultrasónica asistida por aspiración, que también se conoce como liposucción sin cirugía. Es la técnica indicada para quienes presenten una acumulación de grasa en una zona determinada del cuerpo que no pueden eliminar ni con dieta ni ejercicio, las “cartucheras” por ejemplo. 
 
-¿Cómo se realiza?
Se infiltra en la zona una solución de Klein modificada que duerme la zona y mediante ultrasonidos se licua la grasa que después se aspira con una cánula de 3 mm. Solo requiere anestesia local, el paciente se va a casa finalizado el tratamiento y al día siguiente puede realizar sus actividades habituales. La sesión es de una hora y media aproximadamente.
 
-La luz pulsada intensa, IPL, es otro tratamiento muy demandado…
Efectivamente. El IPL, luz pulsada intensa, es un moderno sistema de rejuvenecimiento que emite un haz de luz similar al del láser que penetra hasta la dermis papilar estimulando el flujo sanguíneo y la formación de colágeno, lo que aumenta notablemente el espesor y calidad de la piel. Es ideal para acabar con alguna huellas de la edad como manchas solares, líneas de expresión, arrugas, lesiones vasculares, asperezas, pérdida del tono y firmeza, cutis opaco y también de agentes externos como el sol, el tabaquismo, algunos fármacos, la falta de sueño y hasta el estrés.
 
-Cambiando de tema, saben ustedes que para muchos la medicina estética es milagrosa.
Nosotros tenemos una amplia trayectoria profesional médica anterior a nuestra actividad actual. Somos médicos y en algunos casos debemos decirle al paciente que lo que quiere o desea no es posible y que con nosotros no lo va a conseguir. Médico y paciente deben tener muy claras desde el primer momento las expectativas generadas ante un tratamiento estético y partiendo de ahí el resultado será satisfactorio. La gran cantidad de pacientes que repiten demuestra que lo estamos haciendo correctamente.